Israel planta cara a Irán con las primeras maniobras navales con Emiratos y Baréin

Comparte esta noticia con tus contactos

Israel ha emprendido las primeras maniobras navales con Baréin y Emiratos Árabes Unidos, con los que estableció relaciones diplomáticas hace poco más de un año. El ejercicio conjunto con ambos países del Golfo, coordinado con la Quinta Flota de Estados Unidos en aguas del mar Rojo, envía una clara señal a Irán sobre el creciente acercamiento militar entre Israel y sus nuevos aliados. Las maniobras comenzaron el miércoles y se prolongarán hasta el domingo, según un comunicado difundido este jueves por el Comando Central (Centcom) de EE UU, que cubre Oriente Próximo.



El jefe naval del Centcom, el vicealmirante Brad Cooper, aseguró que la coordinación militar marítima contribuye a “preservar la libertad de navegación y la libre circulación del comercio, esenciales para la seguridad y la estabilidad en la región”. Irán e Israel se han visto implicados en sucesivos incidentes navales desde 2019, el último el pasado verano en el ataque con drones contra un petrolero propiedad de una compañía israelí, en el que murieron dos tripulantes europeos frente a las costas de Omán atribuido a los Guardianes de la Revolución iraní.



En una teleconferencia para corresponsales de la prensa internacional, un oficial de las Fuerzas Armadas de Israel precisó que los ejercicios navales han sido organizados para conseguir que “el mar siga siendo un lugar seguro y contrarrestar la proyección iraní en la región”. “Nos enfrentamos al terrorismo naval de Irán y no somos el único país que sufre esta amenaza”, argumentó.

Altos responsables del Gobierno y el Ejército llevan semanas enviando mensajes sobre la necesidad de reforzar la preparación de las tropas ante un eventual enfrentamiento con Irán. El primer ministro, Naftali Bennett, afirmó la semana pasada en una reunión del Ejecutivo que “la presencia internacional de Israel se está reforzando y cada vez más países quieren participar en sus ejercicios militares”. “Quien tenga que recibir el mensaje, lo recibirá”, advirtió en una nada velada alusión a Irán.



La maniobras navales en aguas del mar Rojo están encabezadas por EE UU con el buque de transporte anfibio Portland. Han sido presentadas como “un entrenamiento de prácticas de inspección, abordaje e incautación”, según el comunicado del Centcom. La Quinta Flota, que opera desde el mar Rojo hasta el Índico, tiene precisamente su base en Baréin, en el golfo Pérsico.

Desde el lunes, se desarrolla en paralelo otro ejercicio militar bilateral en el que participan cientos de comandos israelíes y marines de EE UU, que se ha desplegado en torno a la ciudad portuaria de Eilat (sur de Israel), en el golfo de Áqaba. “El objetivo es el adiestramiento durante dos semanas en técnicas de combate en zonas densamente pobladas”, indicó el Ejército a través de Twitter.


Comparte esta noticia con tus contactos

Leave a Reply

Your email address will not be published.